1 2
recomiéndanos Tu página de inicio agregar a favoritos
inicio | quiénes somos | temas bíblicos | contacto | calendario |

Lección 1. ¿Cómo Puede el Hombre Tener Esperanza?

Lección 2. ¿Cómo Puedo Encontrar la Verdad Acerca de Jesús?

Lección 3. ¿Cómo Jesús Me Enseña a Vivir?

Lección 4. ¿Por Qué Necesito el Perdón que Jesús Ofrece?

Lección 5. ¿Cómo Puede Jesús Ayudarme a Comprender a Dios?

Lección 6. ¿Cómo Puede Jesús Ayudarme con la Confusión Religiosa?

Lección 7. ¿Qué Esperanza Me Da Jesús Después de Esta Vida?

Saludan las iglesias
actividades2.gif
logo_buscad2.gif
Lección 2. ¿Cómo Puedo Encontrar la Verdad acerca de Jesús?

Si uno quiere seguir a Jesús, el Camino, es necesario que se instruya en la Biblia porque ella es la única fuente de información acerca de Jesús revelada por Dios mismo. Mucha gente con quien hablamos respecto a Jesús no ha estudiado la Biblia. Aun muchos maestros religiosos sólo han investigado muy por encima lo que dice la Biblia acerca de Jesús. Para colmo de desgracias, muchas veces estos educadores y sus discípulos mezclan tanto lo que dice la Biblia con sus propias opiniones y filosofías que apenas podemos determinar lo que es bíblico y lo que es filosofía humana. La verdad es que hay tantas filosofías y teorías acerca de Jesús que todas no pueden ser correctas. Han oscurecido el conocimiento del Jesús verdadero. Si usted quiere conocer verdaderamente a Jesús, es preciso que investigue la fuente original de verdad acerca de Él, o sea la Biblia.

Jesús en el Antiguo Testamento

La Biblia está dividida en dos partes: el Antiguo Testamento y el Nuevo Testamento. Se acabó de escribir el Antiguo Testamento casi 400 años antes del nacimiento de Jesús pero contiene mucha información acerca de Él. Por ejemplo, nos da características de Jesús antes de Su venida al mundo. Cuando Dios quiso hacer al hombre, dijo a otro Ser Divino:

"Hagamos al hombre a nuestra imagen..." (Génesis 1:26).

Este Ser, Jesucristo, se llama el VERBO en Juan 1:1.

"En el principio era el Verbo, y el Verbo era con Dios, y el Verbo era Dios. Este era en el principio con Dios. Todas las cosas por él fueron hechas, y sin él nada de lo que ha sido hecho, fue hecho" (Juan 1:1-3).

El antiguo Testamento predijo el nacimiento de Jesús por una virgen.

"Por tanto, el Señor mismo os dará señal: He aquí que la virgen concebirá, y dará a luz un hijo, y llamará su nombre Emanuel" (Isaías 7:14).

El nombre Emanuel significa, "Dios está con nosotros". El Antiguo Testamento aun predijo que Jesucristo iba a nacer en Belén (Miqueas 5:2).

Jesús en los Evangelios (Mateo, Marcos, Lucas, Juan)

El Nuevo Testamento registra el cumplimiento de estas profecías. Juan dice:

"Y aquel Verbo fue hecho carne, y habitó entre nosotros..." (Juan 1:14).

Cuatro escritores en el Nuevo Testamento dan la historia de Su vida. Estas historias se llaman muchas veces, "los evangelios", ya que la palabra "evangelio" significa "buenas noticias". Los cuatro son: Mateo, Marcos, Lucas y Juan. En cada uno se destaca un aspecto diferente de Jesús.

MATEO subraya Su enseñanza, especialmente sobre "el reino de los cielos".

MARCOS ofrece como tema principal los milagros de Jesús, mostrando Su poder.

LUCAS hace hincapié en la perfecta humanidad de Jesús sin descartar Su divinidad. (o sea el hecho de que era y es Dios).

JUAN destaca la perfecta divinidad de Jesús sin descartar Su humanidad.

Aunque son distintos, los evangelios dan una descripción perfecta y armoniosa de Jesús, el hombre más importante de la historia del mundo. Nadie puede conocer a Jesús, el Camino, si no ha leído con cuidado estas historias. Al leer estos libros, nos llama la atención la diferencia entre el Jesús verdadero y el Jesús imaginario creado por la información errónea que se circula por el mundo hoy en día.

Jesús en Hechos y las Cartas de Pablo

La enseñanza de Jesús no sería completa sin los demás libros del Nuevo Testamento. Los evangelios de Mateo, Marcos, Lucas y Juan informan solamente acerca de Su enseñanza dada mientras estaba en el mundo, la cual fue limitada a lo que pudieron comprender Sus apóstoles durante el corto período de tiempo que estuvo con ellos.

Antes de salir del mundo Jesús les prometió a los apóstoles que iba a seguir hablándoles aun después de su partida a través del Espíritu Santo. Les dijo:

"Aún tengo muchas cosas que deciros, pero ahora no las podéis sobrellevar. Pero cuando venga el Espíritu de verdad, él os guiará a toda la verdad; porque no hablará por su propia cuenta, sino que hablará todo lo que oyere, y os hará saber las cosas que habrán de venir. El me glorificará; porque tomará de lo mío, y os lo hará saber" (Juan 16:12-14).

El Espíritu Santo vino poco después de la ascensión de Jesús al cielo.

"Y fueron todos llenos del Espíritu Santo, y comenzaron a hablar en otras lenguas, según el Espíritu les daba que hablasen" (Hechos 2:4).

Esto significa que la predicación y las Escrituras de los apóstoles inspirados que se hallan en el resto del Nuevo Testamento también es la enseñanza de Jesucristo. El apóstol Pablo escribió:

"Si alguno se cree profeta, o espiritual, reconozca que lo que os escribo son mandamientos del Señor" (1 Corintios 14:37).

¡No Hay Otra Revelación!

La revelación de Jesús y Su enseñanza en el Nuevo Testamento son completas. Prometió a los apóstoles que iban a recibir TODA la verdad en el primer siglo (Juan 16:13) y cumplió con Su promesa. Por lo tanto, no ha revelado ninguna verdad después de dar toda ella a los apóstoles. Las Escrituras inspiradas de ellos pueden hacer al hombre...

"...perfecto, enteramente preparado para toda buena obra" (2 Timoteo 3:17).

Los escritores bíblicos nos avisan:

"Más si aun nosotros, o un ángel del cielo, os anunciare otro evangelio diferente del que os hemos anunciado, sea anatema" (Gálatas 1: 8).

La palabra "anatema" quiere decir maldito.

¿Antiguo o Nuevo Testamento?

Aunque hay muchas predicciones acerca de Jesús en el Antiguo Testamento, es por medio del Nuevo Testamento que Dios nos habla hoy día acerca de Cristo.

"Dios, habiendo hablado muchas veces y de muchas maneras en otro tiempo a los padres por los profetas, en estos postreros días nos ha hablado por el Hijo..." (Hebreos 1:1,2).

Esto significa que no debemos volver a la ley del Antiguo Testamento para aprender como seguir a Jesús, el Camino.

"De manera que la ley ha sido nuestro ayo, para llevarnos a Cristo, a fin de que fuésemos justificados por la fe. Pero venida la fe, ya no estamos bajo ayo..." (Gálatas 3: 24,25).

Un "ayo" es un maestro o tutor de niños.

Aunque el Antiguo Testamento no está en vigor como ley, podemos aprender mucho de él.

"Porque las cosas que se escribieron antes, para nuestra enseñanza se escribieron, a fin de que por la paciencia y la consolación de las Escrituras, tengamos esperanza" (Romanos 15:4).

Si quiere profundizar un poco...

¿Es Pura la Biblia?

El Nuevo Testamento fue escrito por los apóstoles y profetas del primer siglo en la lengua griega. Las Biblias que tenemos en castellano son traducciones del texto griego.

Unos pocos han tratado de poner en duda la credibilidad del Nuevo Testamento diciendo que se ha corrompido a través de los años. Por contraste, los eruditos que han estudiado el texto griego piensan que nada de las enseñanzas esenciales han sido cambiadas. Millar Burrows de la Universidad de Yale ha dicho que los textos novotestamentarios, "han sido transmitidos con notable fidelidad de tal modo que no es necesario dudar en absoluto en lo referente a la enseñanza comunicada por ellos". ¿Cómo es que el Sr. Burrows y otros eruditos tienen tanta confianza?

Evidencias que Nos Dan Confianza en la Pureza de la Biblia

(A) Tenemos muchas copias antiguas del texto bíblico. Las más antiguas y más importantes fueron copiadas solamente 250-300 años después de la muerte del apóstol Juan[*]. No podrían haber grandes cambios en el texto en este corto periodo de tiempo.

(B) Tenemos fragmentos del Nuevo Testamento que datan de 130 años d.C.[**] Ninguno de los fragmentos indica que haya habido cambios importantes en el texto del Nuevo Testamento.

(C) Otra evidencia incluye copias traducidas del griego a otras lenguas. Algunas de estas traducciones fueron producidas solamente unos centenares de años después de ser terminado el Nuevo Testamento. Estas fuentes confiables desmienten la teoría de que el Nuevo Testamento se ha corrompido.

Jesús dijo:

"El cielo y la tierra pasarán, pero mis palabras no pasarán" (Mateo 24:35).


[*] Estas tres copias son el Códice Sinaítico (350 d.C.) que se encuentra en el Museo Británico, el Códice Vaticano (325-350 d.C) que se guarda en la biblioteca del Vaticano y el Códice Alejandrino (400 d.C.) guardado en el Museo Británico.

[**]Unos fragmentos importantes componen el Manuscrito Juan Ryland (130 d.C.) que tiene parte del libro de Juan, el Papiro Chester Beatty (200 d.C.) y el Papiro Bodmer II (150-200 d.C.) que contiene la mayor parte del libro de Juan.

Reina Valera 1960
La Biblia en un año
Horario de reuniones
Dirección de la iglesia
Nuevos archivos


El Profeta Elias
Reina Ester
Rey Josias
La historia de Job
La vida del apóstol Pablo
Tratados para evangelizar


¿Cree usted en Dios?
Jesús murió por una razón...